3 Tips para asegurar la calidad de la información de un sistema de CCTV

Como todos sabemos un sistema de vídeo vigilancia, televigilancia, circuito cerrado de televisión  o simplemente CCTV se centra en el tema de la información. Esto se trata de la cantidad y calidad de información que provea nuestro sistema de CCTV.

Ahora, la cantidad de información no necesariamente está ligada a la calidad, por ejemplo podemos tener una cámara de muy alta resolución con una toma donde se pierde un punto crítico de acceso o peor aún, mal enfocada, en este caso, teniendo una imagen con gran cantidad de información, la relevancia de la misma resulta poco útil.

La calidad de la imagen pasa entonces no solo por la cantidad de información que captemos de la escena que monitoreamos (que en mi opinión siempre debe ser el máximo posible), si no también por la información relevante que interesa de la escena monitoreada. Y es aquí donde se combina la experiencia del especialista en seguridad electrónica con las expectativas del usuario final, el cual al final de cuentas es quien va a evaluar la calidad de la información que le suministra el sistema de Vídeo Vigilancia que le hemos instalado.

Por lo tanto un buen experto en seguridad debe tener presente que el factor usuario debe estar presente en el diseño de un adecuado sistema de seguridad y no solo poner todo en manos de nuestra amplia y probada experiencia.

Para esto les dejo estos consejos prácticos para el proceso de diseño de un sistema de video vigilancia, que pueden usar tanto los usuarios de sistemas de seguridad, como los especialistas en seguridad electrónica y que deberían ser repetidos durante las etapas de implementación y puesta en marcha del sistema:

  1. Es necesario realizar reuniones entre el especialista en seguridad y el usuario final todas las veces que se requieran para definir el alcance del sistema de seguridad.
  2. Se debe tener una lista de las cámaras de vídeo vigilancia que se esperan instalar, con su ubicación y las características físicas del sitio de instalación.
  3. Discutir el alcance de individual de lo que se espera visualizar en cada cámara, este es un proceso muy importante que debe darse para acoplar las expectativas del usuario, con las capacidades técnicas reales de los equipos que se van a instalar. La tecnología tiene un alcance finito y realizar esta práctica evitara grandes decepciones y malentendidos posteriores.

La calidad de la información obtenida en esta etapa definirá la calidad del diseño que se presente como solución a las necesidades del usuario del sistema de vídeo seguridad, puesto que esto definirá temas tan importantes como la tecnología a usar en las cámaras de vídeo, el tipo de lentes, el tipo de carcasa, el medio de transmisión, e incluso la plataforma de grabación, visualización y respaldo más adecuados a los requerimientos de seguridad de la instalación y del usuario final.

¿Te ha parecido interesante este tema? Pues déjanos saber tus comentarios, observaciones, sugerencias o dudas. La retroalimentación nos ayuda a mejorar mutuamente y con gusto sus aportes serán respondidos.

Puedes dejar tu comentario